En el parque…

Ayer tarde, aprovechando el buen tiempo que hacía en Alicante (22º marcaba el termómetro del coche), fuimos al parque.

 

Iris, cada vez se lo pasa mejor, va superando sus miedos y descubre nuevas cosas. Ya no quiere gatear por el parque, ni subir al balancín, eso ya lo tiene superado.

Ahora se divierte intentando subir al tobogán, pero no por las escaleras, sino gateando por la rampa. Le ayudé a deslizarse por el tobogán, pero no le gustaba demasiado y seguía empeñada en trepar por la rampa. Por suerte, una mamá que nos miraba, me recomendó ponerla boca abajo pero con la cabeza hacia la parte alta del tobogán, es decir cuando cae, primero llegan los pies al suelo, pero no va de cara mirando al parque, sino que mira al tobogán, ¿me explico 😉 ? y le encantó.

Que bien vienen estas recomendaciones que aunque para muchas mamás serán muy obvias, para una mamá primeriza es todo un descubrimiento.

Así estuvimos un buen rato, se lo pasó bomba, le gustó muchísimo. Yo por supuesto, le animaba cada vez que caía y me miraba sorprendida y orgullosa, daba gusto verla tan feliz y contenta.

Es muy importante que los niños vivan en un entorno cariñoso, positivo y que se sientan apoyados por los padres, eso les da autoconfianza y les ayuda a vencer sus miedos. Si somos muy críticos con ellos, seguramente les costará más confiar en si mismos y superar sus miedos.

 

Se hizo la hora de volver a casa y aunque Iris hubiese aguantado más, mis brazos necesitaban un descanso …así que ¡para casa!

 


Comentarios

En el parque… — 2 comentarios

  1. A mi hija le encanta también el tobogán y no puedo descuidarme un segundo, es muy atrevida y se intenta tirar de cualquier forma 🙂

Tus comentarios me hacen mucha ilusión, ¿me dejas uno?